¿QUIÉNES SOMOS?

www.teresaarteche.com

Fisioterapeuta de vocación. Si algo me describe, es la pasión por mi trabajo. Me crié entre médicos y no puedo negar que lo llevo en los genes. Desde que era pequeña, supe que me dedicaría a la medicina de una u otra manera. Encontré mi sitio en la fisioterapia, donde he podido dar el trato humano y personalizado que los pacientes merecen. Me dediqué muchos años al tratamiento de patologías de columna en Valladolid, mi ciudad natal. Viendo el “abandono” que vivían las mujeres en el mundo del suelo pélvico, la incontinencia urinaria, el dolor en las relaciones, y todo lo relacionado con la maternidad, decidí volver a las aulas y especializarme en la fisioterapia por y para la mujer. Mi propia maternidad me ha hecho querer ayudar a tantas pacientes que van de profesional en profesional, sin que nadie les dé una solución a su problema. Creo que si hay una palabra que me describe, es la empatía. Llevo años tratando mujeres, y cada día me apasiona más poder acompañarlas en su proceso de recuperación y ver, como poco a poco, recuperan su equilibrio.

Desde hace unos años, compagino mi labor profesional en consulta, con la docencia. Intento transmitir mis conocimientos y la pasión por mi trabajo, a mis alumnos. Formo a fisioterapeutas y distintos profesionales sanitarios, tanto en Suelo Pélvico como en Lactancia Materna.

Soy consciente de que yo sola no puedo abarcarlo todo, y por eso, decidí crear un equipo multidisciplinar para poder ayudar desde distintos campos.

Mi nombre es Sandra. Desde que tengo uso de razón me gustan las personas, con sus luces y sus sombras, por eso quizá si existe el destino el mío era dedicarme a ellas. La psicología es una disciplina que combina ciencia y corazón, y considero que es una de las profesiones más gratificantes que puede existir. No hay nada más humano que ayudar a alguien cuando verdaderamente lo necesita.

La empatía y la cercanía son dos cualidades que me representan tanto personal, como profesionalmente y considero que son fundamentales para llevar a cabo esta profesión, ya que el vínculo con el terapeuta es un pilar muy importante para que la terapia llegue a buen puerto.

Tomar la decisión de acudir a terapia es el primer paso y probablemente el más complicado, pero a partir de ahí no estás solo, desde ese momento empieza el trabajo en equipo. Juntos trabajaremos para gestionar las emociones de una manera más adaptativa, eliminando el malestar ocasionado y desarrollando herramientas que puedas poner en práctica no solo durante el proceso terapéutico, sino también en el futuro.

Somos lo que hemos vivido, la huella de nuestro pasado permanece presente, pero en nuestra mano está aprender a gestionarlo y seguir hacia delante. Si lo deseas, estaré encantada de acompañarte en este viaje.

SERVICIOS OFERTADOS: Psicología:

Asesoramiento psicológico, evaluación e intervención en ansiedad, depresión, problemas conductuales y escolares, trastornos relacionados con infancia y adolescencia, conflictos familiares y de pareja y dificultades relacionadas con la maternidad.

Me llamo Beatriz Rivero Fernández y soy graduada en Nutrición Humana y Dietética. Desde siempre supe que quería estudiar y dedicarme a algo que estuviese relacionado con la salud y el trato con los demás, y en el ámbito de la Nutrición he podido conectar las dos cosas.

Hace doce años pude materializarlo y comencé a trabajar en el sector de la Nutrición para laboratorios farmacéuticos hasta 2015, año en el que decidí emprender mi propio camino y desarrollar todo aquello en lo que creo y por lo que apuesto en el área de la Nutrición, relacionándola con la educación (reeducación alimentaria), con la salud, el bienestar y la superación personal.

Por ello, en mis consultas se lleva a cabo un trato personalizado y cercano donde la escucha al otro se prioriza y es el motor para el tratamiento nutricional. La báscula es solo un número que nos da una información muy sesgada, sin embargo, la alimentación va más allá y conocer cómo nos afecta y nos influye a nivel físico y psicológico es algo fundamental para el desarrollo de la persona. Por lo que una correcta educación alimentaria que a lo largo del tiempo se pueda mantener de forma autónoma es esencial para la salud.

Mi objetivo, como profesional de la Nutrición, es que mis pacientes encuentren más allá de su peso ideal, un estado de salud óptimo, prevenir o mejorar enfermedades, así como, mejorar su estado físico e incluso anímico, ya que cómo nos alimentamos constituye una parte muy importante de quiénes somos.

Soy mamá, maestra y psicóloga. Tres dimensiones muy interrelacionadas entre sí, ya que irremediablemente todas se influyen mutuamente.

La mayor parte de mi trayectoria profesional la he dedicado a la educación en la etapa de infantil (de 0-6 años) desde hace más de una década.

A lo largo de estos años he desarrollado diferentes Escuelas de Familias dónde poder ofrecer herramientas, orientación y el apoyo necesario para que las familias puedan acompañar el desarrollo de sus hijos.

Desde que soy mamá, mi perspectiva es mucho más global e integradora, ya que tanto nosotros, como nuestros hijos tenemos tantos roles como ambientes en los que nos desenvolvemos. Y la teoría está muy bien, pero lo importante es nuestra realidad del día a día. La educación no son grandes gestas, es algo mucho más mundano, como el minuto a minuto de nuestro día a día.

En la actualidad estamos continuamente escuchando cientos de metodologías, claves, cursos, estudios, charlas… desde muchas y diferentes perspectivas con las que poder acompañar a nuestros hijos de una manera armoniosa y feliz.

El problema llega cuando queremos poner todo eso en práctica y nos topamos con nuestra realidad (creencias, hábitos, familia, trabajo, horarios, expectativas…) y finalmente todo se convierte en un montón de piezas con las que somos incapaces de formar nuestro propio puzzle.

Por ello, me parece importante ofrecer a las familias esa perspectiva real, adaptada a las circunstancias y contexto en el que cada familia se encuentra. Y animando a hacer una autobservacion y a trabajar desde el único sitio que podemos hacerlo: desde nosotros mismos. La educación no es algo externo que damos a nuestros hijos, la educación somos nosotros.

Soy mujer por nacimiento, madre por suerte, matrona por vocación y fisioterapeuta por afortunada casualidad. 

Me dedico en cuerpo y alma al cuerpo de las mujeres, en sus fases vitales, en sus procesos sexuales y reproductivos, acompañando lo mejor que puedo para mejorar su calidad de vida. 

Estoy físicamente en Cartagena, en Ascensión MatroFisio, aunque viajo más que el baúl de la Piquer dando cursos por toda España.

¿QUÉ PUEDE HACER UNA MATRONA ONLINE CONTIGO?

Muchas cosas, aunque parezca difícil. La parte del embarazo y el puerperio que más hay que trabajar es la mental: conocer el proceso del embarazo, el parto y el puerperio, la lactancia, los problemas que pueden surgir, cómo tomar ciertas decisiones, planificar cómo y dónde te gustaría que fuera el parto, entender qué es posible y qué no, según las circunstancias… Todo eso es lo que podemos hacer online, entre tú y yo, para que no quede duda por resolver.

Un buen acompañamiento del embarazo y el puerperio es mucho más que tomar tensiones, pesarte o medir cosas; que todo eso está muy bien, pero no es lo único. Desde aquí, puedo ofrecerte todo lo que no te dan los “controles sanitarios”. 

Para adaptarme a tus necesidades, te doy varias opciones: 

• un paquete completo de embarazo y puerperio

• un paquete sólo de embarazo

• un paquete sólo de puerperio

• sesiones sueltas al ritmo que tú necesites